lunes 05 de enero de 2015
economia

Para el comercio el 2014 fue malo, las ventas cayeron 6,5%

Si bien “en diciembre repuntaron el 2%”, no alcanzó “para revertir la tendencia negativa ocurrida a los largo del año”, reveló el titular de la entidad.

Las ventas minoristas cayeron 6,5% en 2014 respecto de 2013, por lo que se convirtió en el tercer año consecutivo de contracción del sector, informó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Para la entidad, si bien “en diciembre las ventas repuntaron 2%”, no alcanzó “para revertir la tendencia negativa de 2014”.

“El poder adquisitivo de las familias se redujo y se desaceleraron visiblemente los gastos de consumo”, alertó la cámara que engloba a los comercios, al difundir el Indicador de Evolución de Ventas Minoristas sobre 900 comercios del país.

Además, recordó: “Los comercios comenzaron 2014 con su actividad en baja. Por precaución primero y por pérdida de ingresos después, desde principio de año la demanda familiar se movió con cautela, con más consultas que operaciones, y esa tendencia se mantuvo a lo largo del año”.

“El patrón de comportamiento que prevaleció, sobre todo en los sectores de ingresos bajos, medios e incluso en el segmento medios-altos, fue controlar el presupuesto, establecer prioridades de consumo, aprovechar las oportunidades de financiamiento y esperar las ofertas del mercado”, sostuvo el diagnóstico del ente que preside Osvaldo Cornide.

Entre los rubros más afectados por la retracción del consumo, la CAME mencionó a Electrodomésticos y Artículos Electrónicos, con un descenso del 8,4%; Juguetería, 6,9%; Neumáticos, 9,7%, Ferretería, 7,7%, e Indumentaria, 6,4%.

La entidad advirtió que “tampoco las fechas especiales tuvieron la fuerza de otros años para estimular las compras e incluso en festejos donde el regalo tiene un rol importante como son el Día de la Madre, del Padre o del Niño, las ventas finalizaron en baja”. El año “concluyó con un diciembre activo, donde las ventas minoristas subieron 2% anual luego de 11 meses consecutivos en baja”, consignó el informe.

Advirtió que “ese repunte permitió dotar de liquidez a muchos comercios que venían financieramente debilitados, pero no alcanzó a revertir la tendencia del año”.

►Seria caída de los gastos de consumo. “El poder adquisitivo de las familias se redujo y se desaceleraron visiblemente los gastos de consumo”, alertó la cámara que engloba a los comercios minoristas de todo el país.

Los pobres, los más afectados
En un escenario de estancamiento en la producción y el empleo, junto con la aceleración de la inflación, los hogares con menores recursos fueron los que más sufrieron la pérdida del poder adquisitivo, alertó un informe privado.

El análisis surge de un estudio elaborado por el Idesa, el cual recomendó “replantear prioridades en la asignación del gasto público” para revertir esa situación. La entidad sostuvo que las cifras indican que “todos los estratos sociales sufrieron un deterioro en los ingresos reales durante el 2014” frente a una inflación “que se ubicaría entre el 30 y el 40%”.

Sin embargo, insistió: “En los segmentos más bajos de la distribución del ingreso, donde prevalecen la informalidad, los ingresos se rezagan y bajo estas condiciones, la distribución del ingreso se deteriora junto al estancamiento y la inflación”.

Dejanos tu comentario

¿Te lo perdiste? Encontrá todo lo que pasó en América