sábado 10 de diciembre de 2016

Muertos y heridos en un atentado fuera del estadio del Besiktas de Turquía

A menos de una hora del final del partido ante el Bursaspor, por la liga turca, se escucharon dos estruendos. "Vi trozos de personas volando por los aires", relató un testigo.

Varias personas perdieron la vida en un doble atentado que sacudió el sábado el corazón turístico de Estambul, indicó el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan.

"Desgraciadamente, tenemos mártires y heridos", anunció Erdogan en un comunicado, sin aportar cifras. "Hemos asistido, esta noche en Estambul, a la manifestación más horrorosa del terrorismo", dijo el mandatario, refiriéndose a los dos ataques en las inmediaciones del estadio del Besiktas y en un parque cercano.

Un coche bomba apuntó contra un autobús de la policía cerca del estadio del equipo de fútbol del Besiktas, tras un partido contra el Bursaspor, precisó el ministro de Interior, Süleyman Soylu.

Una segunda explosión, "que parece ser obra de un kamikaze", sacudió el parque vecino de Maçka, indicó Soylu, que denunció un "plan absolutamente abominable".

Según un balance inicial del ministro, unos 20 policías resultaron heridos y fueron trasladados a hospitales cercanos.

El ataque doble sacudió un turístico barrio de Estambul, situado entre la emblemática plaza Taksim y el antiguo palacio imperial de Dolmabahçe, en la orilla europea de la megalópolis turca.

Tras la explosión, las autoridades cortaron rápidamente todos los accesos al barrio del estadio, en los alrededores del cual decenas de policías, con metralleta en bandolera o pistolas, impedían el paso, mientras que un helicóptero sobrevolaba el área.

Decenas de ambulancias llegaron al lugar mientras que otras se alejaban con heridos a bordo, constató un periodista de la AFP sobre el terreno.

Un agente de seguridad desplegado en un edificio cercano al estadio contó haber oído "dos explosiones en un intervalo de menos de un minuto", seguidas de "disparos".

Un testigo de la explosión que pidió el anonimato dijo haber visto "trozos de cuerpos volando". Otro periodista de la AFP vio un autobús municipal, utilizado para transportar policías, cuyos cristales habían saltado en pedazos.

"Terroristas (...) atacaron a nuestras fuerzas de seguridad heroicas, que garantizaban la seguridad de nuestros seguidores y de los seguidores del equipo visitante Bursaspor (...) Nos levantaremos contra estos cobardes", reaccionó el club de Besiktas en un comunicado.

Las autoridades prohibieron la difusión de imágenes relacionadas con el ataque, una medida que adoptan tras cada atentado.


Embed

Fuente: Diario Uno

Dejanos tu comentario

¿Te lo perdiste? Encontrá todo lo que pasó en América