viernes 08 de julio de 2016
GH 2016 El Debate

Los chicos perdieron la prueba semanal y se ganaron el reto de Gran Hermano

Debían cocinar 1500 empanadas en 24 horas que iban a ser destinadas a comedores infantiles. Pero no alcanzaron el objetivo porque, básicamente, se les quemaron algunas y, en otros casos, se las comieron.

Una vez más, los chicos de la Casa de Gran Hermano no lograron superar la prueba semanal, que en este caso consistía en cocinar 1500 empanadas de jamón y queso en 24 horas y que iban a ser destinadas a tres comedores infantiles. Sin embargo, a diferencia de otras oportunidades, la "derrota" en el desafío implicó también un merecido reto por parte de Gran Hermano.

"Debo decir con dolor que la prueba ha sido perdida. ¿Por qué lo digo con dolor? Porque faltaron más de 40 empanadas. Y eso significa que no cuidaron bien la cocción o, lo que aún es peor, las han comido ustedes, que sí tienen un plato de comida diario en su mesa", sentenció GH, logrando que los chicos se quedaran en silencio durante varios segundos.

En realidad, las palabras de Gran Hermano no hicieron más que ratificar lo que se exhibió en diferentes clips del Debate, donde se pudo ver que más allá de algunas empanadas quemadas, los chicos aprovecharon la ocasión para comer otras que sí podrían haberse entregado.

Por esto, y si bien que el resultado de la prueba ya no se podía modificar, Gran Hermano les ordenó a todos culminar con la tarea para entregar el número solicitado.

Dejanos tu comentario

¿Te lo perdiste? Encontrá todo lo que pasó en América