lunes 15 de junio de 2015
america_insolita

El caso de la gatita alienígena

La gata Matilda conquistó la web a través de las redes sociales en apenas unas semanas con su particular aspecto de alien, ya que sus ojos son mucho más grandes de lo normal debido a una condición genética.
Los dueños de Matilda, una pareja de Nuevo Westminster, Canadá, que se identificó en Instagram sólo como "el hombre barbudo" y "la dama", adoptaron a la gatita de un refugio de animales en 2013, cuando ella tenía apenas 12 semanas de vida, informó el sitio ABC.
Al principio todo marchaba bien, pero a medida que Matilda crecía sus ojos se iban deformando hasta alcanzar su tamaño actual, que es desproporcionado para su cara. Además, la gata ya está casi ciega porque padece glaucoma, según confirmaron los veterinarios que la revisaron.
La dueña de Matilda descubrió que dos hermanos de la gatita sufrían la misma condición. Por ahora la felina recibe medicación para el dolor pero en un futuro sus autodenominados "sirvientes" piensan operarla para garantizar que pueda ver y vivir mejor.
Para eso iniciaron una campaña a través de la página GoFundMe donde contaron el caso de su gata.

Dejanos tu comentario

¿Te lo perdiste? Encontrá todo lo que pasó en América