martes 29 de noviembre de 2016
AMERICA NOTICIAS 2DA EDICION

Solicitan el embargo de los bienes de Florencia y Máximo Kirchner

El fiscal Pollicita aseguró que la medida es para "asegurar" las pruebas investigadas, pues hay sospechas de "negocios entre Néstor, Cristina, Máximo y Florencia y las empresas del Grupo Báez".

El fiscal federal Gerardo Pollicita pidió el embargo preventivo sobre los bienes de Máximo y Florencia Kirchner, en el marco de la causa donde se investigan maniobras de lavado de dinero en el caso Hotesur.

Fuentes judiciales informaron que la fiscalía pidió el embargo de 16 inmuebles, tres sociedades (Hotesur, Los Sauces, COMASA) y un vehículo.

Pollicita en su escrito recordó que la expresidenta Cristina Kirchner en marzo de este año "había cedido su porción de la herencia" de Néstor Kirchner a favor de sus dos hijos, quienes también integran la sociedad Hotesur, investigada por el alquiler de hoteles a empresas de Lázaro Báez y Cristóbal López, ambos empresarios favorecidos con la licitación de obras públicas durante el kirchnerismo.

"Tal como se puede observar en las copias de los folios reales de las propiedades en cuestión, Cristina Kirchner cedió a sus dos hijos la parte de la herencia que le correspondía por los bienes gananciales adquiridos por su marido, sino que además, cedió la totalidad de los bienes gananciales inscriptos a su nombre", sostuvo Pollicita en el escrito al que accedió NA.

Esa maniobra fue llevada a cabo el 10 de marzo pasado, cuando el juez Claudio Bonadio la había citado a indagatoria a Cristina Kirchner en la causa dólar futuro en la que está procesada por fraude al Estado Nacional.

Pollicita recordó que Máximo Kirchner tuvo "intervención activa en el funcionamiento de la empresa Hotesur S.A, donde fue socio junto a su padre desde su adquisición, y tras el fallecimiento de este último representó a su madre y a su hermana en su carácter de administrador judicial de la sucesión y "en reiteradas oportunidades retiró dinero de la sociedad".

"Por su parte, Florencia Kirchner formó parte del directorio de la empresa familiar como directora suplente por la clase B", añadió el fiscal.

"Lo expuesto hasta aquí, demuestra claramente la participación y los beneficios que habrían obtenido tanto Cristina Kirchner como sus hijos en virtud de la operatoria investigada, ya sea en forma directa o bien, a través de otras sociedades de la familia presidencia", señaló la fiscalía.

Pollicita aseguró que la medida de embargo es para "asegurar" las pruebas investigadas, pues hay sospechas de "negocios entre Néstor, Cristina, Máximo y Florencia Kirchner y las empresas del Grupo Báez tendientes a canalizar el dinero proveniente de la ilícita contratación de obra pública vial y del perjuicio económico generado al Estado con aquella".

Ante Ercolini, reclamó los embargos ante "sólidos indicadores que demuestran la intención de las personas investigadas de diluir el voluminoso patrimonio que registran en pos de que no pueda ser tutelado por la justicia, tal como se ilustró en forma precedente, se impone la necesidad de adoptar nuevas medidas que se ajusten al caso".


Fuente: Noticias Argentinas

Dejanos tu comentario

¿Te lo perdiste? Encontrá todo lo que pasó en América