martes 22 de septiembre de 2015
AMERICA NOTICIAS 1RA EDICION

Seis películas que casi matan a sus protagonistas

Un rodaje puede ser más que peligroso, con miles de actores sufriendo lesiones e inconvenientes a causa de una escena que salió mal.

Aunque afortunadamente estos ejemplos de escenas peligrosas no terminaron en casos con víctimas fatales, el susto seguramente perseguirá a estos actores para siempre.

Bastardos sin gloria

¿Qué pasa cuando un teatro real se incendia? Pregúntenle a Eli Roth y a los extras que vieron a una de las banderas con esvásticas prenderse fuego rápidamente y contagiar a todo lo que la rodeaba. Como no podían dejar de filmar, el pánico de los espectadores es real, mientras que Roth tuvo que pararse entre las llamas para aparecer con su famosa metralleta.

Río Salvaje

Cuando Meryl Streep decidió hacer películas de acción, tras más de medio día realizando fuertes actividades de rafting para este film, la actriz ya no podía más físicamente y pidió retirarse. El director le exigió una toma más, pero Streep estaba tan cansada, que la barca le ganó y salió disparada del vehículo. Su coestrella Kevin Bacon la salvó de ahogarse y congelarse.

Rocky IV

Sylvester Stallone es una persona bastante exigente, haciendo sus propias escenas de riesgo. Cuando llegó el momento de su gran pelea con Ivan Drago (Dolph Lundgren), Stallone le pidió a Lundgren que lo golpeara lo más fuerte que pudiese. El actor hizo caso y le dio un puñetazo tal en el corazón, que el músculo se hinchó y Stallone terminó una semana en el hospital en estado crítico.

El mago de Oz
La insistencia de uno de los directores de ver a la malvada Bruja del Oeste brevemente antes de desaparecer casi hace que la actriz muera incinerada, ya que el maquillaje de Margaret Hamilton se prendió en llamas al contacto con las chispas de los efectos, y la puerta trampa por la que la actriz debía irse justamente no funcionó. Hamilton sufrió quemaduras de segundo y tercer grado.

Ahora me ves
¿Vieron la escena en la que Isla Fisher queda atrapada con las cadenas en el tanque de vidrio? Bueno, en la pantalla puede parecer magia, pero en realidad la actriz quedó atrapada en el tanque, a punto de ahogarse. Fisher tuvo que hacer lo posible por tres minutos para llegar a un botón de emergencia mientras la producción intentaba sacarla.

El Bueno, el malo y el feo
Porque no podemos cerrar sin mencionar algo salido de la saga Destino Final, Eli Wallach sufrió tres experiencias cercanas a la muerte en el rodaje de este clásico, bebiendo accidentalmente ácido y siendo arrastrado por un caballo, pero la más brutal fue la escena en la que el tren rompe sus esposas. El equipo no sabía que el tren tenía partes salientes, y una casi decapita al actor, quien estaba acostado en el lado de afuera de la vía.

 

Dejanos tu comentario

¿Te lo perdiste? Encontrá todo lo que pasó en América